La Venus de Galgenberg: Impresión 3D de Objetos en Museos


Recientemente la compañía Fuel3D, desarroladora del escaner 3D Scanify, ha conseguido reproducir una estatuilla de 30.000 años para el  Musée Royaux des Beaux-Arts de Belgique (Real Museo de Bellas Artes de Bélgica).

01 escaner portatil-museo

Como parte del museo, la exposición  “2050. A brief history of the future” (2050. Una breve historia del futuro) Fuel3D usando su Scanify capturó un modelo 3D de la estatuilla de la Venus de  Galgenberg, pieza perteneciente al Museo de Historia Natural de Viena.

02 venus reproducción-museo

Los datos escaneados fueron enviados a Trideus, empresa belga especialista en impresoras 3D, que realizó la impresión final de la figura que ahora se expone en el Real Museo de Bellas Artes de Bélgica.

 

Jennifer Beauloye, encargada de la exposición “2050. Una breve historia del futuro”, declaró: “Estamos encantados con esta parte de nuestra exposición, que muestra el verdadero potencial de las tecnologías como la impresión 3D y la digitalización.”

En cuanto al impacto que esta tecnología de escaneo e impresión puede tener en los museos, el Instituto Smithsonian (Washington, USA) destaca los beneficios. Este instituto se encuentra inmerso en un proyecto por el que pretende reproducir mediante esta tecnología el 10% de los casi 140 millones de objetos que posee.

Uno de los objetos reproducidos por el Smithsonian es el rostro del ex-presidente de los Estados Unidos, Abraham Lincoln, realizado a partir de una máscara mortuoria.

03 modelo 3D-museo

Muchos de los objetos 3D del Smithsonian, incluida esta máscara de Lincoln, han sido liberados en internet para todos aquellos que tengan la suerte de poder imprimirlos.

¿Veremos un futuro en el que podemos contemplar todo tipo de piezas impresas e idénticas a los modelos originales en nuestros museos? De momento muchos consideran este tipo de técnicas son una gran ayuda para la preservación de piezas, ya que se pueden guardar las auténticas mientras que las réplicas quedan para la mirada del público general. Una gran forma por la que apostar para la conservar las piezas para el estudio y disfrute de las generaciones futuras.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × 4 =